Menú

Al rescate de espacios verdes

Voluntarios convierten solar baldío en huerto urbano.

agrónomo Lizat Leonardo de Jesús

Ellos vieron belleza donde otros solo observaban ruinas y escombros. Y casi por combustión espontánea, tomaron la tierra cual ejército en plena misión.

Así fue que un batallón de artistas, estudiantes, ciudadanos y profesionales, dieron nueva vida a un solar baldío ubicado entre la calle Comercio y el callejón Trujillo en Ponce, al transformarlo en huerto urbano.

Allí sembraron calabaza, berenjena, batata, yuca, habichuelas, papaya, pimientos, en un policultivo circular. Esto, para que las plantas se enriquezcan unas a otras al igual que ocurre en un bosque.

Pero el huerto no solo es un proyecto agrícola, sino que se ha convertido en un espacio cultural al desarrollarse una serie de actividades que integran música, arte, terapias naturales e interesantes tertulias y talleres.

“Esto no es solo un proyecto agrícola, sino que tiene que ser un proyecto multisectorial donde también viva la cultura. Esto atrae a la comunidad, porque la gente se siente identificada con la música y crea un espacio para que todos puedan trabajar en armonía”, destacó Vashti Tamar González Vázquez, estudiante de Terapéutica Atlética de la Universidad de Puerto Rico en Ponce.

González Vázquez, es una de las integrantes de este esfuerzo que junto a otros ciudadanos han hecho de la tierra un nuevo estilo de vida.

“Nosotros ayudamos al principio, pero luego la comunidad tomó el control total como una combustión espontánea, y estamos bien contentos con todo esto. No es solo la comunidad cercana sino Ponce y áreas limítrofes”, manifestó el artista plástico, escultor y maestro, Jesús Ortiz.

LEA LA NOTICIA COMPLETA EN PrimeraHora.com