Menú

Estudiantes de escuela superior aportan al estudio de la biodiversidad de Puerto Rico

Manatí

Un puñado de incansables estudiantes de escuela superior, se lanzaron a la naturaleza para hacer protocolos sobre aves, reptiles y vegetación como parte del programa Mapa de Vida Escolar de Para la Naturaleza y subvencionado por Pfizer Inc. El programa Mapa de Vida Escolar integra a estudiantes de escuelas superiores públicas y privadas, que se organizan desde una base regional, con cuatro regiones identificadas que corresponden a las principales cuencas hidrográficas de Puerto Rico. Cuatro escuelas, ubicadas en distintos municipios del país, presentaron recientemente sus hallazgos e intercambiaron experiencias en un encuentro que se llevó a cabo en la Reserva Natural Hacienda La Esperanza.

Los estudiantes del Colegio San Conrado, ubicado en Ponce, representaron a la zona sur y explicaron ante la audiencia sus recopilaciones de datos para los protocolos de aves y reptiles. Pudieron documentar diferentes tipos de aves destacándose la observación de cuatro individuos de la mariquita de Puerto Rico, una especie endémica y en peligro de extinción. Sus áreas de muestra incluyen los municipios de Santa Isabel, Guayanilla y Lajas.

La Escuela Ileana de Gracía de Vega Alta representó a la zona norte. Llevan dos años participando y han trabajado unas 185 horas voluntarias en sus investigaciones de aves, reptiles y vegetación. La Escuela Luis Muñóz Marín, de Yabucoa, representó a la región este. Los yabucoeños pudieron identificar 20 especies de aves. Mientras que la región metro fue representada por la Escuela Juan Ponce de León de Guaynabo, quienes identificaron 4 especies de reptiles, así como 9 especies de aves.

Luego de concluida sus presentaciones, los estudiantes disfrutaron de un recorrido interpretativo por la Reserva Natural Hacienda la Esperanza y una charla educativa de parte de personal de la Sociedad Ornitológica de Puerto Rico, así como de personal de Para la Naturaleza y la compañía Pfizer, principal auspiciador del programa Mapa de Vida.

“En el 2015 desarrollamos Mapa de Vida Escolar. Se seleccionó una escuela por cada región, luego que sometieran ensayos para competir por la oportunidad de participar. Estas son solo 4 escuelas, las primeras que participaron, de otras 9 que forman parte de Mapa de Vida Escolar. En total, hemos impactado unos 300 estudiantes dijo Glorimar Toledo, Coordinadora de Conservación de Terrenos y Biodiversidad de Para la Naturaleza.

La recopilación de datos incluye: calidad de agua, la identificación de especies de flora y fauna, así como la descripción de los suelos y perfiles de costa, entre otros.

La información recopilada se archiva en una base de datos con el propósito de compartirla con otras entidades públicas y privadas dedicadas a la conservación de la naturaleza. Esta provee un mapa interactivo que integra la información de todos los eventos permitiendo ver los datos clasificados en una red de hexágonos que cubren la Isla.

Para más información sobre el programa Mapa de Vida y otras iniciativas, tours y actividades de Para la Naturaleza, visita www.paralanaturaleza.org o comunícate vía telefónica al 787.722.5882 o vía email info@paralanaturaleza.org