Menú

Fideicomiso de Conservación de Puerto Rico crea Para la Naturaleza

La nueva unidad tiene como objetivo involucrar a la ciudadanía en la conservación del 33% de los terrenos para el 2033

El Fideicomiso de Conservación de Puerto Rico (FCPR) anuncia la creación de una nueva unidad de la institución llamada Para la Naturaleza, enfocada en lograr la protección del 33 por ciento del territorio de Puerto Rico para el año 2033.

Bajo esta nueva unidad se agruparán de ahora en adelante, todos los ofrecimientos educativos, programas de voluntariado y Ciudadano Científico, así como el manejo de todas las áreas naturales y las iniciativas de recaudación de fondos del Fideicomiso de Conservación de Puerto Rico.

La nueva entidad, además, tendrá como objetivo educar, transformar e  involucrar a la ciudadanía y a otras organizaciones para lograr la conservación del 33 por ciento de los terrenos de las islas de Puerto Rico para el año 2033. A esos efectos, trabajará en colaboración estrecha con grupos ambientales, comunidades, el sector privado y el gobierno con el propósito de fomentar que se multipliquen las adquisiciones y donaciones de terrenos, y las servidumbres de conservación a través de organizaciones de todo el país.

“Actualmente, Puerto Rico protege legalmente tan sólo el ocho por ciento de su superficie, lo que nos sitúa en el renglón más bajo de los porcentajes de conservación mundiales, que varían desde un seis por ciento hasta un 45 por ciento. Si queremos a largo plazo asegurar un país sostenible y saludable, tenemos que unir esfuerzos ahora para proteger los ecosistemas que son fundamentales para nuestro futuro”, explicó el Licenciado Fernando E. Lloveras San Miguel, Director Ejecutivo del Fideicomiso de Conservación de Puerto Rico, y quien también dirigirá la nueva unidad, Para la Naturaleza.  

“Por más de 40 años, el Fideicomiso de Conservación ha ido expandiendo su rol como entidad líder en la conservación de Puerto Rico, evolucionando de una organización enfocada en la conservación de terrenos de alto valor ecológico a una orientada a transformar a la ciudadanía y sus comunidades hacia un desarrollo sostenible, mediante ofrecimientos educativos, programas de voluntariado y el desarrollo de políticas públicas. Para la Naturaleza marca otra nueva etapa en nuestro desarrollo, y será a partir de ahora nuestra plataforma principal para fomentar y facilitar la participación ciudadana a favor de la preservación de nuestras áreas naturales”, explicó Lloveras San Miguel.  

Indicó que el parámetro de 33 por ciento, que equivale a una tercera parte del territorio del país, es el promedio identificado como el más adecuado para garantizar que Puerto Rico mantenga los ecosistemas funcionales necesarios para su salud futura.  

“Llegando a ese nivel, Puerto Rico podría designar otro 33 por ciento para espacios abiertos y usos agrícolas, dejando el restante tercio para usos de desarrollo de alta intensidad. En Estados Unidos por ejemplo, la tasa de conservación es de 25 por ciento, mientras que en Costa Rica es de 34 por ciento y en República Dominicana de 42 por ciento “, dijo Lloveras San Miguel.

El lanzamiento de la unidad Para la Naturaleza viene acompañado de un esfuerzo masivo de comunicación que va dirigido no solamente a crear conciencia sobre la nueva unidad, sino también hacia la creación de estrategias y campañas de educación pública que impulsen a la gente a tomar acciones concretas para llegar a ese 33 por ciento.

“Necesitamos que la conservación se convierta en la causa de todos los puertorriqueños. La meta del 33 por ciento es ambiciosa y la única manera de alcanzarla es creando alianzas firmes y duraderas con todos los sectores del país. No se trata de que una sola entidad adquiera todos los terrenos, sino de poner las herramientas de conservación más directamente en las manos de cada persona y  de cada comunidad”, sostuvo el principal ejecutivo de la entidad no gubernamental.
 
Para la Naturaleza manejará todas las áreas naturales del FCPR incluyendo la Hacienda Buena Vista en Ponce, la Hacienda la Esperanza en Manatí y las Cabezas de San Juan en Fajardo, entre otras. El FCPR seguirá siendo el eje rector de la organización y continuará funcionando como un fideicomiso de tierras tradicional, manteniendo la titularidad de todos los terrenos que protege. El único beneficiario del Fideicomiso de Conservación de Puerto Rico y de su unidad Para la Naturaleza es el Pueblo de Puerto Rico.

Acerca del Fideicomiso de Conservación de Puerto Rico y Para la Naturaleza
 
El Fideicomiso de Conservación de Puerto Rico (FCPR) es una organización no gubernamental sin fines de lucro con la misión de asegurar sistemas ecológicos saludables en las islas de Puerto Rico, y promover entre sus habitantes un sentido de responsabilidad en torno a la conservación de la naturaleza, para así contar con los servicios de ecosistemas necesarios para alcanzar sus metas sociales, económicas y de calidad de vida. Está acreditada por el Land Trust Accreditation Commission en reconocimiento por el cumplimiento con los estándares más altos de ética, transparencia y excelencia en sus operaciones. El Fideicomiso de Conservación también es miembro de la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza, organización de conservación mundial que agrupa a más de 1,200 miembros gubernamentales y no gubernamentales de 160 países. El único beneficiario del Fideicomiso de Conservación de Puerto Rico es el Pueblo de Puerto Rico.

Para la Naturaleza es la nueva unidad sin fines de lucro del FCPR bajo la cual se agrupan todos los ofrecimientos educativos, programas de voluntariado y Ciudadano Científico, y las iniciativas de recaudación de fondos de la institución. Para la Naturaleza maneja todas las áreas naturales del FCPR incluyendo la Hacienda Buena Vista en Ponce, la Hacienda la Esperanza en Manatí y las Cabezas de San Juan en Fajardo, entre otras. Su meta es integrar a la sociedad en la protección y en el manejo de nuestras áreas naturales para lograr aumentar el por ciento de terrenos protegidos para la conservación en Puerto Rico, de la cifra actual de 8 por ciento, a un 33 por ciento para el año 2033. Para la Naturaleza busca poner la conservación en manos de cada persona y de cada comunidad, mediante el ofrecimiento de experiencias vivenciales con la naturaleza, que inspiren y motiven acciones concretas a favor de la protección de nuestros ecosistemas, tales como el trabajo voluntario, la donación de terrenos para la conservación y la promoción de servidumbres de conservación, entre otros.