Menú

Mensaje de Fernando Lloveras

Lcdo Fernando Lloveras

Estimado equipo de Para la Naturaleza,

Por muchos años hemos trabajado con pasión y entusiasmo para restaurar los ecosistemas de nuestras islas. En el proceso, hemos implementado estrategias de manejo, proyectos educativos y de ciencia ciudadana, entre muchas otras iniciativas.

Algunos de ustedes recordarán que tras la devastación que dejó el huracán Hugo en 1989 nació uno de nuestros proyectos más importantes: Árboles… más árboles. Esa iniciativa tuvo un fuerte componente educativo que impulsó la creación de nuestros viveros y un programa de producción, distribución y siembra de árboles nativos y endémicos.

Ese mismo año se realizó la primera edición de la Feria Para la Naturaleza donde distribuimos los primeros árboles producidos e hicimos un llamado a la ciudadanía a sembrar y reforestar nuestras islas. En poco tiempo, vimos cómo una acción simple logró que los ecosistemas recuperaran su verdor y su biodiversidad.

Durante los últimos seis meses hemos trabajado fuertemente para transformar a Árboles… más árboles en un programa más abarcador que pueda atender las necesidades de restauración ecológica que han surgido tras el paso de los huracanes Irma y María por nuestra región.

Fruto de ese trabajo, surgió Hábitat, un programa de restauración ecológica que nos permitirá esparcir nuestro mensaje de conservación, reforestar las áreas más impactadas por los huracanes y continuar apoyando el desarrollo sustentable de las comunidades.

Este año lanzaremos oficialmente esta iniciativa en la vigésima novena edición de la Feria que, como es costumbre, se celebrará el 21 de abril en el parque Luis Muñoz Rivera.

La Feria explorará cómo las comunidades de seres humanos podemos escuchar, entender y convivir con las comunidades de árboles. El evento dará espacio a que nuestras comunidades vecinas puedan compartir sus memorias sobre nuestros bosques.

Esta vez, más allá de regalar árboles nativos, queremos que las personas entiendan la importancia de los árboles y hagan un compromiso genuino de sembrar y conservar la biodiversidad de nuestras islas. De esa manera, fortaleceremos nuestra relación simbiótica con las comunidades de árboles; nuestros bosques.

Además, aseguraremos la rápida recuperación de estos ecosistemas propulsores de nuestro bienestar y salud. Eso, nos dará ánimos en nuestro proceso de recuperación que va de la mano con la recuperación natural.

¡Recuperémonos juntos!