Menú

Organizaciones ambientales sostienen que es tiempo de hacer una transición hacia las fuentes de energía renovable

Promueven la aprobación de dos proyectos que eliminan el uso de la combustión de carbón.

Las organizaciones Sierra Club y Queremos Sol reclamaron hoy, martes, a la Legislatura aprobar unos proyectos dirigidos a eliminar los combustibles fósiles como fuente de generación de energía y el cese inmediato de las operaciones de la planta de AES Puerto Rico, en Guayama.

“Insistimos en el cierre inmediato de la planta de carbón, por el alto costo a la salud y a la vida de las múltiples familias, que por más de dos décadas, han sufrido directamente las consecuencias de la toxicidad de las operaciones de la planta, y por los serios daños ambientales que han causado”, recalcó Víctor Alvarado, residente en Salinas

El grupo se refiere al Proyecto del Senado 131 y al Proyecto de la Cámara 430, que eliminan el uso de la combustión de carbón en la política pública sobre la generación de energía en el país.

“La aprobación de ambos… es más que urgente pues, la generación de energía mediante la quema de carbón genera sobre 250,000 toneladas de residuos o cenizas de carbón al año”, explicó Adriana González, portavoz de Sierra Club.

Alvarado indicó que un estudio de la Escuela Graduada en Salud Pública del Recinto de Ciencias Médicas (RCM) de la Universidad de Puerto Rico (UPR) reveló que en Guayama uno de cada tres habitantes ha sido diagnosticado con enfermedad respiratoria. También concluyó que uno de cada cuatro habitantes ha sido diagnosticado con alguna condición cardiovascular y que hay una mayor prevalencia entre los niños de la zona a sufrir de asma.

Por su parte, José Coss, abogado de Sierra Club, insistió en que es posible retirar la generación a base de combustibles fósiles, primero con AES, y luego con las plantas generatrices de Palo Seco y Aguirre para lograr una transición total a energía renovable viabilizando la propuesta de la organización Queremos Sol.

“Proponemos la instalación de paneles solares en los techos de los hogares como un servicio público, con esto, podríamos alcanzar el 75% de energía renovable en 15 años y reducir costos de combustible a $430 millones. Tenemos que comenzar hoy a eliminar los combustibles fósiles y crear una isla con energía solar. No hay necesidad de gastar dinero en nuevas plantas de combustibles fósiles o en conversiones de plantas existentes para uso de gas natural, contaminantes y peligrosas”, precisó Coss.

LEA LA NOTICIA COMPLETA EN ELNUEVODIA.COM