Menú

Satélites de la NASA muestran cómo arde la Amazonia de Brasil

Una porción de la Amazonia de Brasil lleva 16 días en llamas. Según los satélites de la NASA, los incendios crecieron un 38% este año para la Amazonia, y siete de las ciudades con los incendios más dramáticos están en la lista de los más deforestados.

imagen satelital incendios Amazonia

A principios de agosto, el Gobierno del presidente brasileño, Jair Bolsonaro, destituyó a Ricardo Osorio Galvao, director del estatal Instituto Nacional de Investigaciones Espaciales (INPE, por su sigla en portugués), órgano responsable por monitorear y divulgar los datos sobre deforestación en el país suramericano. Las cifras que divulgó antes de salir del INPE son preocupantes: La parte brasileña de la Amazonía ha perdido más de 3000 kilómetros cuadrados de área boscosa desde que Bolsonaro asumió el cargo en enero, un aumento de 39% respecto al mismo periodo del año pasado, de acuerdo con la agencia del gobierno que monitorea la deforestación.

Tan solo en junio, cuando empezó la temporada más seca, lo que facilita la tala, la tasa de deforestación aumentó de manera drástica: alrededor de 80% más pérdidas que en junio de 2018. (Ver: Bolsonaro insinúa que las ONG son responsables de incendios en la Amazonía).

A pesar de las críticas de la administración Jair Bolsonaro, los datos de la deforestación del Instituto Nacional de Investigación Espacial (INPE) no son los únicos que muestran el progreso de la tala en la Amazonia. Para fecha del 14 de agosto, los satélites de la NASA han visto un aumento del 65% en los incendios en Brasil desde principios de 2019 en comparación con el mismo período en 2018. Este aumento se produce principalmente en el norte y el medio oeste de la selva de ese país.

Ahora, existe una relación directa entre el aumento de la quema y el crecimiento de la deforestación. De los 10 municipios que registraron los incendios más extensos en 2019, siete están en la lista de municipios con el mayor número de advertencias de deforestación. Los otros tres municipios de la lista pertenecen al bioma Cerrado, el segundo ecosistema más grande de ese país, compuesto en su mayoría por sabanas.

LEA LA NOTICIA COMPLETA EN ElEspectador.com