Menú

Una comunidad resiliente en las montañas de Puerto Rico

Por: José Antonio Nevárez Rivera, Intérprete Ambiental

Recientemente, a través del proyecto AComPAÑA, la comunidad de Cialitos trabajó en varias iniciativas para la limpieza, mantenimiento y mejoras de las áreas recreativas de la comunidad.  Allí, desde temprano en la mañana, los 10 residentes que forman parte del comité comunitario, en conjunto con 4 compañeros del equipo de Para la Naturaleza, se dedicaron a labores de cuidado y mantenimiento del centro comunitario resiliente [1].

Algunas de las tareas realizadas fueron la  limpieza  del techo, recogido de basura en los alrededores, cortar el césped, colocar neumáticos en las orillas para controlar el tráfico, sembrar y transplantar decenas de plantas para embellecer las áreas verdes. 

Estas gestiones y muchas de las que se han realizado por la pasados meses en la comunidad ubicada en las montañas de Ciales, forman parte del proyecto comunitario llamado AComPAÑA. En esta iniciativa, Para la Naturaleza sirve como facilitador para que la comunidad identifique sus necesidades prioritarias y las trabaje para obtener resultados concretos, promoviendo el empoderamiento comunitario a partir de la participación activa de su gente, en armíona con el ambiente. 

Como primer paso, la comunidad de Cialitos, durante el mes de julio de 2020, realizó una encuesta, para conocer  el pensar y la percepción de su gente sobre los problemas y necesidades principales que aquejan la comunidad. Con esta información, crearon un plan de trabajo con varias actividades comunitarias y por eso, semana tras semana, a pesar de la situaciones que hemos enfrentado como país -los sismos, pandemia, elecciones-, esta comunidad se ha mantenido firme, trabajando por atender las necesidades de limpieza y mantenimiento de las áreas verdes, sin dejar a un lado el cuidado y las mejoras al área recreativa comunal y su centro comutario resiliente. 

Y es que desde antes del paso del huracán María en el 2017, los residentes de esta comunidad han trabajado arduamente para rescatar y rehabiltar las estructuras que forman parte de esta área para el beneficio y uso de todas las personas. Inicialmente, el propósito de esta comunidad era rehabilitar estos espacios para que los niños y jóvenes tuviesen dónde jugar y recrearse sanamente. Sin embargo, los huracanes Irma y María obligaron a la comunidad a repensar esta área recreativa como un espacio para organizar y repartir todas las ayudas, realizar reuniones y actividades comunitarias, y brindar un lugar para encontrar caras amigas en medio de todo lo que se vivía en aquel momento. Meses sin agua potable ni energía eléctrica, provocaron la necesidad de establecer en esta comunidad uno de los 33 centros resilientes, esparcidos por Puerto Rico, con el propósito de apoyar a las comunidades puertorriqueñas en una transformación energética y que así puedan alcanzar un futuro más sustentable y resiliente. 

El residente de Cialitos, Jaime Matos, ayudó con la limpieza del sistema de placas solares del centro resiliente de la comunidad.

Con esta nueva realidad en mano, la comunidad de Cialitos creó el grupo comunitario de Acción Comunitaria Cialitos, Inc. con el propósito de canalizar y gestionar las ayudas y colaboraciones a favor de todas las personas de la comunidad. Así que semanalmente, personas como: Dévora Colón, Lourdes Pagán, Erick Colón, Yelitza Garcia, Maribel Mattei, Jaime Matos, Tatiana López, Antonia Robles, Germán López y Hector Ortiz, dedican de su tiempo para trabajar en el cuidado de las áreas verdes, en la limpieza de las instalaciones recreativas, en conseguir y traer recursos educativos, como también en buscar ayudas y recursos para ampliar y fortalecer la resiliencia de la comunidad.

La colaboración es clave para Cialitos, sus esfuerzos han estado dirigidos a aumentar los espacios donde puedan compartir sus procesos y servir de ejemplo a otras comunidades. Por tal razón participa de iniciativas como Mapa Madre, proyecto en el que 5 organizaciones, la Comunidad Toro Negro, Bosque Cibales, Amigos del Bosque Toro Negro, Cialitos y Para la Naturaleza, ubicadas en la cuenca hidrográfica del Río Grande Manatí, trabajan para promover iniciativas educativas y de conservación de nuestros ríos y bosques.  

Indudablemente, alcanzar el bienestar para todos es el norte de esta comunidad y teniendo esto en mente los residentes de Cialitos continúan ocupándose y trabajando casi a diario por sus espacios. Te invitamos a conocer más acerca de la comunidad Cialitos y apoyar a esta y otras comunidades resilientes a través del Fondo Solidario Para la Naturaleza. 


[1] Este centro comunitario de Cialitos es parte de una iniciativa de centros resilientes, en donde Para la Naturaleza apoya a la comunidad, instalando varios sistemas, como placas solares, baterías, una cisterna, un sistema de filtración de agua, tanques de gas con conexión, en fin, elementos útiles para que la comunidad responda en el caso de una eventualidad.