Menú

Buscan reducir a la mitad los residuos que llegan a los vertederos de Puerto Rico

Un grupo de entidades dedicadas a la protección del ambiente presentó el plan integral Generación Circular, que busca reducir a la mitad los residuos que llegan a los vertederos de Puerto Rico y propone la creación de una entidad que se concentre en desviar el 50% de los residuos —para 2028— mediante una estrategia basada en un modelo de desarrollo económico.

El plan detalla estrategias para manejar, reducir, reusar o reciclar residuos según sus características. Las acciones se centran en recursos orgánicos, papel y cartón, plástico y foam, vidrio, metales y residuos de construcción y demolición, que aumentarán con el comienzo de las obras de reconstrucción. Asimismo, recomienda acciones para los residuos electrónicos y electrodomésticos, neumáticos y aceite usado.

“Este plan estratégico es un punto de partida para discutir cómo atenderemos el persistente problema de residuos sólidos. Puerto Rico puede liderar una transformación hacia una economía circular que minimice los recursos descartados y maximice iniciativas locales hacia la reducción, el re-uso, el reciclaje”, explicó la ingeniera Ingrid M. Vila Biaggi, presidenta y cofundadora de Cambio, entidad coordinadora del plan multisectorial.

El plan permitiría disminuir el uso de vertederos y cerrar los que incumplen con los estándares de seguridad pública y protección del ambiente. Implementarlo, según Vila, generaría más de 6,600 empleos. Mientras que el Fideicomiso enfocaría en un cambio al modelo de gobernanza actual para ampliar la participación ciudadana y asegurar el progreso de las estrategias a favor del medio ambiente.

Según datos de la Autoridad de Desperdicios Sólidos (ADS), Puerto Rico genera alrededor de 8,290 toneladas de residuos diarios, equivalentes a 5.19 libras por persona. Esto puede producir casi 290,000 toneladas métricas equivalentes de dióxido de carbono (CO2) al año, según estimados de residuos depositados en 2019. El 34% del total de desperdicios es material orgánico, por lo que se intenta evitar que el 60% de estos termine en vertederos para 2028, ya que pueden producir composta.

 “Literalmente, estamos botando millones de dólares en recursos reutilizables. Aprovecharlos reducirá la huella ambiental y producirá oportunidades económicas a más personas”, expresó Vanessa Uriarte, de Martín Peña Recicla.

LEA LA NOTICIA COMPLETA EN ELVOCERO.COM