Menú

Ciencia Ciudadana y su importancia durante la pandemia COVID-19

Alexandra Berríos Feliciano
Especialista de Voluntarios y Relaciones Comunitarias

Censo De Aves EBird

Durante la pandemia COVID-19, la ciencia ciudadana ha demostrado ser una herramienta de gran valor para mantener actualizadas las bases de datos científicas. Voluntarios de todas partes del mundo han continuado recopilando datos de manera individual y nutriendo con información. De no haber sido así, se hubiera perdido información valiosa sobre las interacciones de los ecosistemas y diversas especies dentro del espacio natural.

En los Estados Unidos, se encontró que la participación de proyectos de ciencia ciudadana se mantuvo igual o aumentó durante la primavera de 2020[1]. Un ejemplo de proyecto de ciencia ciudadana que los voluntarios de Para la Naturaleza realizan remotamente es Ebird. Cuando comparamos la entrada de observaciones de datos hechos por los ciudadanos científicos durante los años 2019 y 2020, se puede observar que el año 2020 tiene una constante de horas voluntarias mayor a las del 2019. Los meses de junio y julio representan los momentos con los cambios más significativos. A pesar de que en el mes de junio 2020 la cantidad de horas voluntarias fue menor que en el 2019, la gráfica que se encuentra abajo muestra un aumento revelador durante julio 2020. Al observar y analizar los datos hay una diferencia mayor entre la cantidad de horas voluntarias durante julio 2020 que la disminución reflejada en junio 2019. Por tanto, podemos validar que la herramienta es muy útil durante los tiempos pandémicos del año pasado y del presente.  

Continuar los proyectos de ciencia ciudadana nos ayuda a hacer predicciones para mejorar la manera en que atendemos nuestros recursos naturales, por ejemplo, evitar extinciones de especies. También es una manera de reflejar el compromiso que tiene la ciudadanía con la conservación de su entorno y aprender de procesos científicos.

Además de eBird, existen otros proyectos de ciencia ciudadana a nivel nacional y local que permite a los voluntarios continuar aportando desde la virtualidad. Compartimos algunos de ellos para que le eches un vistazo y continúes aprendiendo y aportando.

1. iNaturalist– Proyecto de ciencia ciudadana y red social en línea basado en el concepto de mapeo e intercambio de observaciones de biodiversidad a través del mundo. Puedes acceder al proyecto a través de su página web o de sus aplicaciones móviles.

2. Ebutterfly– Proyecto de ciencia ciudadana en línea para coleccionar datos y observaciones que promuevan la conservación y protección de las mariposas en América del Norte.

Por último, una ventaja de este tipo de oportunidad voluntaria es que se puede realizar recurrentemente aun cuando estemos de vuelta con programación voluntaria presencial.