Menú

Desde la Diáspora

Por Gretchen Sierra-Zorita

Gretchen Sierra-Zorita

El colaboratorio de la diáspora

El Centro de Estudios Puertorriqueños de Hunter College del sistema universitario de la Ciudad de Nueva York (CUNY, por sus siglas en inglés) celebra este año su 45 aniversario. El Centro es el único instituto universitario dedicado exclusivamente a la investigación multidisciplinaria de la experiencia puertorriqueña en Estados Unidos.  El Centro es, además, el depositario de la biblioteca y el archivo más completo de temas pertinentes a la diáspora puertorriqueña.

Las contribuciones del Centro al entendimiento y a la apreciación de nuestra historia y cultura son evidentes.  Lo que no es tan obvio es el papel indispensable que el Centro desempeña educando y activando a las comunidades puertorriqueñas en los Estados Unidos y, por ende, la influencia que puede tener sobre el futuro de Puerto Rico y nuestras comunidades en el norte.

En 2015, cuando se hizo evidente que el gobierno de la isla no podía pagar la deuda total, unas 350 personas se dieron cita en el Encuentro Nacional de la Diáspora Puertorriqueña en Orlando, Florida.  Representantes de las comunidades boricuas de ocho estados y Washington D.C., de todas las facciones políticas, se reunieron por primera vez para discutir la crisis fiscal y desarrollar una agenda común.

Durante el encuentro, el director ejecutivo de Centro, el Dr. Edwin Meléndez, hizo una presentación de la migración puertorriqueña dentro del contexto de la crisis económica.  Al escuchar su presentación, rica en datos, me percaté que cualquier iniciativa de la diáspora se beneficiaría del apoyo y la capacidad analítica de Centro.

El próximo año, en respuesta al empeoramiento de la crisis y ante la necesidad de tomar acción inmediata,el Centro decidió abrir sus puertas a la diáspora puertorriqueña.

Ese año, el Centro organizó la primera Cumbre de la Diáspora en  la ciudad de Nueva York con el fin de discutir la crisis económica y fiscal, su impacto en las comunidades boricuas en los Estados Unidos, y  la articulación de una agenda común para  combatirla.

LEA LA NOTICIA COMPLETA EN ElNuevoDia.com