Menú

EPA ordena a desarrollador detener descargas de aguas sanitarias en Peñuelas

La EPA determinó que ALV Development LLC violó la Ley Federal de Agua Limpia por sus descargas de aguas residuales no tratadas desde la estación de bombeo.

La Agencia de Protección Ambiental de Estados Unidos (EPA, por sus siglas en inglés) emitió una orden de cumplimiento en virtud de la Ley Federal de Agua Limpia contra ALV Development, LLC para abordar las descargas de aguas usadas no tratadas provenientes de un desarrollo residencial en Peñuelas, Puerto Rico, que descarga hacia la quebrada Los Cedros.

“Esta acción de cumplimiento abordará y eliminará un peligro para la salud pública en varias comunidades en el municipio de Peñuelas mientras reduce la contaminación y protege el agua limpia”, dijo la administradora regional de la EPA, Lisa F. García mediante un comunicado oficial.

“Las aguas usadas representan una amenaza seria para la salud pública y al medioambiente, por lo que es imperativo que las entidades reguladas cumplan con la Ley Federal de Agua Limpia para controlar las descargas de contaminación”, añadió García.

El pasado 5 de abril de 2022, la EPA inspeccionó la estación de bombeo de la urbanización Parque Miramonte, después de que la agencia recibiera una serie de querellas alegando que los desbordamientos de aguas sanitarias estaban llegando a una quebrada cercana y afectando la calidad del agua y de los ecosistemas colindantes, como es el caso del sistema de cavernas del Área Natural Protegida Cuevas el Convento.

Hace una semana, el 16 de mayo EyBoricua.com reportó que el informe producto de esta inspección imputaba a ALV Developmet de violar la Ley Federal de Agua Limpia por las descargas de aguas sanitarias no tratadas a la quebrada Los Cedros.

El comunicado oficial de EPA anuncia que determinó que ALV Development LLC violó la Ley Federal de Agua Limpia por sus descargas de aguas residuales no tratadas desde la estación de bombeo del desarrollo sin un permiso del Sistema Nacional de Eliminación de Descargas de Contaminantes (NPDES, por sus siglas en inglés).

Las descargas de aguas sanitarias no tratadas a través de una estación de bombeo sin el permiso correspondiente constituyen una violación de la Ley Federal de Agua Limpia.

La orden exige que ALV Development LLC deje de descargar cualquier contaminante, incluidas aguas usadas no tratadas, en las aguas de los Estados Unidos, excepto con la autorización de un permiso. ALV Development LLC también debe desarrollar y presentar para la revisión de la EPA un plan de cumplimiento para reparar la estación de bombeo del desarrollo y la infraestructura relacionada para evitar que se produzcan desbordamientos del alcantarillado sanitario. El plan debe completarse dentro de los 45 días posteriores al recibo de la orden de cumplimiento por parte de la empresa.

La orden de la EPA también requiere que ALV Development LLC desarrolle un programa de mantenimiento preventivo para la estación de bombeo del desarrollo y su sistema de recolección de alcantarillado sanitario y que presente informes de progreso mensuales que documenten las acciones tomadas de conformidad con la orden.

La estación de bombeo del desarrollo Parque de Miramonte y su sistema de alcantarillado sanitario fueron construidos para transportar las aguas sanitarias del desarrollo residencial hacia la Planta de Tratamiento de Aguas Sanitarias de Peñuelas de la Autoridad de Acueductos y Alcantarillados de Puerto Rico (AAA).

Pasó mucho tiempo antes de que fueran atendidos los reclamos

El jueves 12 de mayo  EyBoricua.com transmitió en vivo las denuncias de las comunidades Parque Miramonte, sector Sumidero, Parcelas de Santo Domingo II, así como de la Sociedad Espeleológica Unida del Sur (SEUS) sobre la descarga continua de aguas sanitarias que sale de la estación de bombas que está ubicada al final de la calle 8 de la urbanización Parque Miramonte.  

“De noche se nota el mal olor. La salud es primordial. Hemos hecho todos los esfuerzos y ha caído en oídos sordos. Esto es una prioridad, se le debe dar la atención que merece”, dijo Abimalech Feliciano Santos, residente del Sector Sumidero, quien se unió a otros vecinos para denunciar la situación que ocurre desde el año 2018 y afecta su salud y los ecosistemas.

“El flujo de aguas sanitarias crudas, con desperdicios humanos, solventes, químicos, va discurriendo hasta el punto más bajo, la quebrada Los Cedros, que alimenta y es el principal afluente del único sistema de cuevas con ríos subterráneos del sur de la isla. Esto lleva sucediendo desde luego del Huracán María”, añadió José ‘Manolo’ Díaz Pérez, presidente de SEUS.  

El pasado 12 de mayo, y luego que los vecinos compartieran sus denuncias con la prensa, la Legislatura Municipal de Peñuelas le envió una carta a la señora Olán para anunciarles que hoy a la 1:00 P.M. participarían de una vista ocular junto a “personal de la Autoridad de Acueductos y Alcantarillados y el Departamento de Recursos Naturales y Ambientales”.

Desde el 20 de enero del 2022 al pasado 18 de abril, EPA recibió varias querellas de ciudadanos preocupados, la organización Para la Naturaleza, la Autoridad de Acueductos y Alcantarillados (AAA), y el periódico local La Perla del Sur, que había reportado este problema desde febrero, y sobre el nulo mantenimiento que se le da a la estación de bombas sanitarias de Parque Miramonte, que a su vez provoca el derrame que llega a la quebrada Los Cedros.  

“Vamos a hacer una interpretación de los resultados de las pruebas de calidad de agua que hicimos el pasado marzo. Los muestreos fueron en la entrada de la quebrada os Cedros, así como en el área natural protegida (ANP) para ver si los resultados determinan que hay un impacto a la ANP”, finalizó Mariana Rivera, supervisora de la región sur de la organización Para la Naturaleza, quienes manejan el Área Natural Protegida Cuevas el Convento, en Peñuelas-Guayanilla.

LEA LA NOTICIA COMPLETA EN EYBORICUA.COM