Menú

Los bosques de la isla perdieron su altura tras el paso de los huracanes

Así se determinó en un reciente estudio de la NASA

bosques de la isla

Más allá de la pérdida de la vegetación, los huracanes Irma y María provocaron que los bosques de Puerto Rico perdieran su altura y que ahora sean las palmas los principales árboles que predominen allí durante la próxima década, según un estudio publicado recientemente por la Administración Nacional de Aeronáutica y del Espacio (NASA, en inglés).

La conclusión fue parte de varios análisis realizados en abril pasado por científicos de la agencia federal en la isla desde el suelo, el aire y mediante el uso de satélites. La información pudo ser comparada, pues la NASA había efectuado un análisis de los bosques locales a principio del 2017, según se informó.

Pese a que pasaron siete meses del huracán cuando la NASA hizo su estudio, la conclusión fue que “el daño (ocasionado por los huracanes) es palpable. Los bosques ubicados cerca de Arecibo y que crecen en la zona del carso están en zonas con escaza tierra como para estabilizar sus raíces. Como resultado, el huracán derribó el 60 por ciento de los árboles allí. En el noreste, en las laderas del Bosque Nacional de El Yunque, el huracán cortó los bosques, reduciendo su altura promedio en un tercio”, estipula el informe publicado la semana pasada.

Para demostrar sus hallazgos, la agencia publicó fotografías tomadas como parte de un antes y después del huracán María en la zona cársica de Arecibo. En la toma del antes, se puede observar cómo la vegetación cubría una carretera. En la foto del después, sin embargo, se observa toda la vía y la considerable disminución en la cobertura de árboles de bosque.

LEA LA NOTICIA COMPLETA EN ElNuevoDia.com