Menú

Los embalses perdieron el 10% de su capacidad tras el huracán

Recibieron tantos sedimentos post-María que ahora almacenan menos agua, lo que supone una amenaza ante el racionamiento recién anunciado

represa del lago Guajataca

Los embalses perdieron –en promedio– un 10% de su capacidad de almacenamiento debido a la sedimentación causada por el huracán María, lo que coloca a la isla en una situación de mayor vulnerabilidad respecto al 2015, cuando la sequía y el racionamiento causaron que sectores de la población pasaran a secas hasta cinco días a la semana.

La cifra fue ofrecida ayer por el presidente ejecutivo de la Autoridad de Acueductos y Alcantarillados (AAA), Elí Díaz Atienza, quien advirtió que, en algunos embalses, la pérdida pudiera ser mayor a raíz de las enormes cantidades de sedimentos que arrastraron las escorrentías de lluvia los días inmediatamente posteriores al ciclón.

“En algunos (embalses), pudo haber un poco más (de pérdida) y, en otros, un poco menos. Pero, en promedio, la reducción que vimos fue de un 10%. La cifra es producto de un modelo matemático que se corrió, específicamente sobre la llegada de sedimentos a los embalses”, explicó.

Díaz Atienza no dio detalles adicionales del “estudio de acarreo de sedimentos” post-María, pero indicó que los resultados “se corroborarán” con un análisis de batimetría o del fondo de los embalses próximo a realizarse.

Dicho estudio de batimetría se costeará con la partida de $180 millones que la Agencia Federal para el Manejo de Emergencias (FEMA, en inglés) le aprobó recientemente a la AAA para proyectos de agua.

LEA LA NOTICIA COMPLETA EN ElNuevoDia.com