Menú

UPR Arecibo recibe espaldarazo de la EPA para proteger al Caño Tiburones

El proyecto tiene como fin principal proteger al Caño Tiburones de Arecibo empoderando a la comunidad con una visión científico-ambiental.

UPR Arecibo

La Universidad de Puerto Rico (UPR) en Arecibo recibió el aval de la Agencia de Protección Ambiental (EPA, por sus siglas en inglés) para que ponga en marcha el Centro de Educación Ambiental Comunitaria de Arecibo (ACEEC) tan pronto como enero de 2019.

ACEEC, liderado por los profesores del Departamento de Física-Química de la UPRA, Ángel A. Acosta-Colón y Ricardo Infante Castillo, tiene como meta impactar a infantes y ancianos para que protejan el impacto al recurso natural.

“El Centro de Educación Ambiental Comunitaria de Arecibo tiene como objetivo proporcionar a la comunidad de la Región de Arecibo las herramientas necesarias para desarrollar ciudadanos informados, conocedores y responsables mediante el diseño de actividades educativas que incluyen la recopilación y el análisis sistemático de datos ambientales”, dicta el proyecto.

ACEEC recibió un total de $90 mil que se distribuirán -entre otras cosas- en equipo científico y talleres. El campus arecibeño será el escenario de aprendizaje para las 220 personas que serán impactadas con el proyecto.

Específicamente, según explicó Acosta Colón a Visión , los participantes de los talleres serán 20 maestros de pre-servicio, 20 futuros profesionales de ciencia, tecnología, ingeniería, y matemáticas, 40 maestros (STEM, por sus siglas en inglés), 120 estudiantes de K-12 y 20 personas de la tercera edad; y muchos cientos más con los proyectos adjudicados subgraduados.

“Este proyecto construirá un ciudadano científico-ambiental que podrá contribuir a su comunidad y sus problemas ambientales con los hechos y conocimientos necesarios para tomar acciones responsables y tomar decisiones ambientales informadas”, lee el proyecto.

Para implementar la acción ciudadana, los profesores ofrecerán talleres de conferencias de aprendizaje basado en problemas.

Para implementar la acción ciudadana los profesores ofrecerán talleres de conferencias aprendizaje basado en problemas.

Funcionará de la siguiente manera, problemas de campo, la conexión directa con la comunidad y basado en laboratorio, en enlace directo a la comunidad científica. Así las cosas, “los ciudadanos ahora podrán crear una administración ambiental de su comunidad basada en experimentos que hicieron sus propios ciudadanos”.

“Este proyecto construirá un ciudadano científico-ambiental que podrá contribuir a su comunidad y sus problemas ambientales con los hechos y conocimientos necesarios para tomar acciones responsables y tomar decisiones ambientales informadas”, lee el proyecto.

LEA LA NOTICIA COMPLETA EN PeriodicoVision